Ha llegado el momento de hablar de Star Wars Battlefront. Tras una beta completita y 10 horas jugando a lo loco en EA Access de Xbox One, ¿qué sensación nos ha dejado el juego exclusivamente multijugado de EA y DICE que vive, principalmente, a costa de la saga de ciencia ficción más 'querida' del mundo?

No hay ninguna duda de que Star Wars Battlefront es un gran juego de disparos, pero tampoco de que ya solo en ese espacio de tiempo se vuelve repetitivo y deja entrever la falta de ideas que lo sustentan después de todo. ¿Sería igual de bueno de no ser un juego de Star Wars?

star wars battlefront

Star Wars Battlefront es un juegazo, pero...

El caso es que Battlefront es capaz de capturtarte sin problemas. Volver a determinados entornos, escuchando una música querida y reviviendo un lado más militar, pero también querido de una saga como Star Wars es algo que tiene valor por sí mismo. Como aperitivo para El Despertar de la Fuerza no se nos ocurre nada mejor.

Pero gran parte del encanto de Star Wars Battlefront termina ahí. Aunque para muchos sea suficiente, jugablemente no es nada del otro mundo. No deja de ser un Battlefield con un aspecto diferente y mucho más limitado en determinados aspectos, como la progresión o la estructura de los mapas.

star wars battlefront

... se queda corto muy rápido...

Por mucho que Hoth, Tatooine o la luna de Endor sean preciosos, no dejan de ser escenarios que por momentos están vacíos y que solo en el modo de los AT-AT parecen tener una escala apropiada. En el resto, simplemente parece que DICE quería mostrar unos gráficos bonitos.

Y ojo, que eso precisamente lo consigue, porque otra cosa no, pero aún en Xbox One, donde peor se verá el juego, es alucinante lo detallado que puede llegar a ser, lo fieles que son los sonidos y el amor que se ha puesto en crear armas y equipos diferentes.

Esto no es lo más importante, obviamente, pero de nuevo: Star Wars Battlefront vive por y para una marca y eso es más que suficiente para muchos.

star wars battlefront

...no innova tanto como nos gustaría...

En lo que se refiere a modos de juego, es bastante conformista. Pese a tener 9 en total, ni son tan diferentes ni funcionan muy bien. Los cambios que han hecho en algunas ideas tradicionales, como el control de zonas, no están del todo mal, pero en general no todos cuajan bien.

Así que por cada genial momento que regala el modo de los AT-AT, donde rebeldes deben mantener la posición frente a los imperiales, que tienen apoyo de artillería, luego están los deathmatch y capturas de bandera con nombres diferentes que no aportan nada nuevo.

Al menos, en compañía siempre mejor y el modo horda, aunque muy visto en muchos otros juegos, funciona sorprendentemente bien. ¿Que no es nada nuevo? Pues no, claro, pero quizá es el modo más pulido que más tarda en quedarse viejo. Sí, en 10 horas es posible acabar cansado de Star Wars Battlefront.

star wars battlefront

...y, aunque se ve increíblemente bien,...

Lo más doloroso de todo el asunto es que los vehículos, con lo mucho que mola manejarlos y lo bien recreados que están, sean casi siempe inútiles: para matar enemigos a pie, las naves espaciales son un horror y los vehículos a pie son demasiado vulnerables a los héroes y ciertos explosivos.

Oh, los héroes y los villanos. Ninguna pega en este sentido: realmente se siente auténtico pavo cuando Darth Vader aparece en el terreno de combate, del mismo modo que pasa con Luke o el Emperador. Los personajes que no usan la Fuerza son algo más sosos, pero también tienen su aquel.

star wars battlefront

...sabemos que lo van a vender por cachos...

El sistema de progresión tampoco es nada lucido. Aunque se puede personalizar prácticamente cualquier aspecto de los personajes e ir desbloqueando, no hay una motivación real tras ello. En parte es porque las armas funcionan todas de maravilla y son realmente precisas y en parte porque todas son muy parecidas.

Ojo, que nos gusta que no usen munición y que eso determine en gran medida la manera en la que tenemos que plantearnos muchos tiroteos, pero las sensaciones a manos de las armas no convencen demasiado. Son geniales por ser los blasters de Star Wars, eso es lo que las salva.

Por último, cabe mencionar los modificadores a modo de cartas que han introducido en Star Wars Battlefront. Dejando a un lado la moda que se empieza a imponer a lo bestia de meter cartas en todos los videojuegos, la verdad es que DICE ha acertado de lleno con la idea y jugar con estas mejoras se agradece.

star wars battlefront

...así que recomendarlo sale caro, literalmente

Puede que la review de Star Wars Battlefront nos haya salido algo hater, pero es que hay muchos motivos para decepcionarse. Como fan de Star Wars es muy fácil estar encantado y disfrutar de la ambientación y los pequeños detalles, pero como videojuego, Star Wars Battlefront debería haber sido mucho mejor.

Y ya no hablamos de compararlo con sus antecesores, mucho más complejos y completos en todos los sentidos, sino como mero juego de tiros. Cualquier Battlefield se siente más denso y emocionante en las batallas pasadas 10 horas que Star Wars Battlefront.

A todo esto, sinceramente, hay que sumarle el tema del pase de temporada, que es un poquito estafa y que molesta bastante viendo cómo los mapas y modos de juego de la versión básica, precisamente por donde más crecerá con los DLCs, son tan flojos.

En fin, viva Star Wars y qué ganas de la película, pero qué mal que Battlefront no sea mejor.