Si quieres sobrevivir entonces nuestros consejos de Sekiro para no morir cada diez minutos te vendrán realmente bien. No nos arriesgamos si os decimos que Sekiro: Shadows Die Twice no se parece en nada que haya hecho From Software anteriormente. En esta guía de Sekiro os contaremos algunos consejos que consideramos esenciales para jugar de forma correcta, así como unos truquillos que hemos ido aprendiendo jugándolo sin parar.

A diferencia de Bloodborne, Sekiro se basa más en parar los ataques que en esquivarlos, pero los enemigos pueden ser tan destructivos como en la saga Souls.Con nuestra guía se supone que no te matarán de una forma tan directa y brutal. Esperamos que te gusten nuestros consejos y no te olvides de compartir.

Consejos de Sekiro para no morir cada diez minutos

Consejos de Sekiro para no morir cada diez minutos - El Lobo es chiquitín

A pesar de que dé la sensación de que Sekiro se trata de un juego de combate abierto, tiene mucho de sigilo escondido dentro de sus mecánicas. El Shinobi El Lobo es mucho más pequeño que el resto de los enemigos y por eso puedes llegar a pensar que esquivará con facilidad los ataques, pero ojito cuidado porque te recomendamos que siempre dejes varios pasos de distancia con tu enemigo cuando este se ponga a atacarte de forma frenética.

Porque aunque El Lobo sea pequeñito, eso no quiere decir que su hitbox o la caja donde se calcula que le han dado no sea mucho más grande, por lo que en más de una ocasión parecerá que no te han dado pero verás cómo tu salud se resiente. Intenta siempre esquivar un ataque por completo o bloquearlo con tu espada porque si lo dejas al azar, saldrás muy mal parado.