¿Te apetece jugar de nuevo a un clásico? Pues entonces con este post lleno de trucos de Final Fantasy VIII disfrutarás del doble. Muchos creen que Final Fantasy VIII es el mejor Final Fantasy que existe. ¿Eres de los que opinan así? ¡Coméntalo! Y mientras tanto, podéis leer los trucos que hemos recogido para vosotros.

Trucos de Final Fantasy VIII

Trucos de Final Fantasy VIII - Cómo conseguir a Bahamut y Edén

Toma el Ragnorok hasta la esquina suroeste del mapa del mundo y aterriza en la plataforma flotante (instalación de investigación secreta). Mientras estés adentro, no te muevas cuando la luz esté encendida. Ve a la extraña luz e inspecciónala. Elige la primera opción y lucha contra un dragón de rubí. Luego elige la segunda opción y lucha contra otro dragón de rubí. Luego elige la tercera opción (oculta) para luchar contra Bahamut. Después de vencerlo, abandona el centro de investigación y pulsa el botón del triángulo para entrar en el Ragnorok.

Después habla con los miembros de tu equipo. Si quieres a Eden, aterriza en la plataforma otra vez. Esta vez debería haber un punto de parada. Baja por la escalera hasta el suelo, luego inspecciona la máquina a la izquierda y ésta abrirá la puerta. Usa los siguientes bloques en una fila: 2,2,1,1,2. Entonces deja que Zell trabaje en la máquina y baja al calabozo. Cuando llegues allí, añade los últimos bloques y lucharás contra el arma definitiva. Véncelo para obtener el Edén. Advertencia: es muy duro.