En un juego de supervivencia que se precie (y en la vida real, claro) el agua es uno de los bienes más preciados. De hecho, dejar de consumir este líquido puede acabar con nuestra vida de una forma tremendamente rápida. Por eso mismo os vamos a enseñar a conseguir agua en ATLAS y a beberla para evitar, básicamente, que os muráis de sed si no la encontráis.

Conseguir agua en ATLAS

Conseguir agua en ATLAS es relativamente sencillo, y lo único que deberás hacer será pulsar el botón de acción cuando la encuentres para que el personaje empiece a beber. Esto ocurre con todas las fuentes de agua excepto con las saladas claro, no vayáis a ser tan burros de beber el agua del mar.

Encontrarás agua en fuentes y diversas localizaciones, pero si incluso te cuesta encontrar agua en ATLAS por los métodos sencillos siempre puedes probar a excavar hacia bajo en una zona verde y terminarás encontrando el preciado líquido.